El asesino de los Diez Mandamientos es una denominación para el perpetrador de los asesinatos en serie cometidos primero por James March y más tarde por John Lowe. Él es un personaje de Hotel interpretado principalmente por Wes Bentley.

Historia[editar | editar código]

James March despreciaba la religión y le explicaba a una de sus víctimas que era lo peor del mundo. Él declara que iba a tener que matar a Dios, porque mientras existiera un Dios, los hombres como él nunca encontrarían la paz. Su odio a la religión es lo que le motivó a recoger todas las biblias de las camas de los hoteles.

El 25 de febrero, a principios de la década de 1930, la policía llegó al Hotel Cortez para arrestar a March después de recibir una llamada telefónica anónima asegurándoles que March era responsable de los primeros asesinatos de los Diez Mandamientos. Después de disparar a su sirviente, la señorita Evers, se cortó la garganta, dejando los diez mandamientos sin terminar.

En 2010, cuando John Lowe visitó por primera vez el Hotel Cortez, conoció a James March, quien vio potencial en él y comenzó a tratar de hacerlo su sucesor para terminar sus asesinatos de los Diez Mandamientos. Después de cinco años, en 2015, él acepta y comienza a cometer asesinatos.

El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.