Delphine LaLaurie es una mujer de la alta sociedad conocida en todo Nueva Orleans, que más tarde se descubrió que era una nefasta asesina en serie que torturó y asesinó a sus esclavas negras. Ella es un personaje en Coven interpretado por Kathy Bates.

Contexto[editar | editar código]

Madame Marie Delphine LaLaurie pertenecía a la alta sociedad en la década de 1830 en Nueva Orleans. Su pasión por organizar fiestas elegantes solo se corresponde con su gusto por torturar a sus esclavos negros. Vive con su familia en una lujosa mansión, donde tortura y mutila habitualmente a sus esclavos, además de maltratar ocasionalmente a una de sus hijas, Borquita.

Historia[editar | editar código]

Impulsada por sus inseguridades y por las indiscreciones de su marido con mujeres jóvenes, Delphine crea un bálsamo de belleza elaborado con páncreas humanos frescos que extrae de sus esclavos. Marie Laveau, la reina vudú de Nueva Orleans, se venga de ella por haber torturado a su novio. Marie le ofrece una falsa poción de amor, que en realidad tiene un efecto mucho más siniestro. El destino de LaLaurie se describe como uno peor que la muerte, y se dice que aún no ha terminado.

Delphine se despierta de los efectos de la poción y se encuentra con su esposo y sus hijas ahorcados en el balcón de su casa. Marie Laveau hace que entierren a Delphine viva en una tumba sin nombre en el patio delantero, pero no sin antes revelar que la "poción de amor" contenía la maldición de la inmortalidad.

Varios años más tarde, Fiona Goode encuentra y desentierra a Delphine. Fiona se burla de ella, a pesar de que ambas parecen unirse a veces. Ella quiere usar a Delphine como ventaja frente a Marie Laveau; primero la mantiene Delphine escondida y atada en su cuarto y después la convierte en sirvienta.

Debido a que Delphine hace demasiado ruido (mental), Nan airadamente corre por las escaleras y descubre a Delphine en la habitación de Fiona. Ella la desata, pero Queenie la captura. Delphine le aplasta la cabeza a Queenie con un candelabro y sale corriendo. Sin embargo, cuando más tarde Fiona obliga a Delphine a ser la sirvienta personal de Queenie, entre esta y Delphine surge una pequeña amistad. Queenie se sacrifica cuando el Minotauro aparece detrás de Delphine y lo atrae para que Delphine pueda ocultarse. Delphine aprecia el gesto y le da las gracias a Queenie, que todavía muestra una aversión a Delphine por su comportamiento racista. 

Queenie se las arregla para restituir la cabeza y la mano que le cortaron a Delphine, y la lleva al funeral de Nan con una correa y un collar alrededor del cuello. En la academia, cuando Delphine ve a un jardinero negro al que le falta una mano recuerda la alegría que le daba torturar a sus esclavos. Mantiene a Spalding cautivo en la antigua habitación y usa una podadera para cortarle los dedos al jardinero negro, al que además destripa. Spalding se aparece ante ella, diciendo que conoce una poción que eliminará la inmortalidad de Marie para que Delphine la pueda matar, pero que solo se la dará si trae de vuelta una antigua muñeca que él desea. Spalding obtiene la poción (que resulta ser nada más que un antialergénico) y mete un medicamento de Delphine en la bebida de Marie; cuando ella se duerme en la cama, Delphine la apuñala en el pecho. Marie no se ve afectada y persigue a Delphine, pero Spalding la deja inconsciente. Spalding dice que solo quería a Marie fuera de su pelo y le sugiere a Delphine que la entierre. Ella, en cambio, tortura a Marie y esparce sus restos.

Después de esto, Delphine consigue un trabajo como guía turística en su antigua casa para tratar de revivir su imagen. Más tarde se enfrenta a Queenie, que trata de conseguir que entre en razón y se arrepienta de sus pecados. Su intento falla en última instancia, lo que hace que esta apuñale a Delphine. Se la ve más tarde en su habitación de torturas encerrada junto a sus hijas; Papa Legba llega y revela que ella y Marie Laveau están en el infierno, donde van a pasar la eternidad. Delphine ve con horror cómo Marie se ve obligada a quemar a Borquita. 

Poderes[editar | editar código]

Inmortalidad: Más una maldición que una habilidad, debido a la poción que Marie Laveau le dio pasa a compartir el rasgo inmortal de Marie, por lo que ha vivido más de un siglo. A pesar de ser inmortal, aún puede ser asesinada y una deidad puede recoger su alma.

Citas[editar | editar código]

  • A sus esclavos: "Buenas, mis mascotas. ¿Me extrañaron?"
  • A uno de sus esclavos: "Cállate o te abriré los labios y meteré más mierda allí".
  • A Louis LaLaurie: "Mi gran alfabetización comenzó con la mitología griega. Solía sentarme en el regazo de papá y él me leía esas historias. Lleno de esos dioses vengativos y criaturas milagrosas. Pero el Minotauro siempre fue mi favorito. Medio hombre, medio toro. Y ahora tengo uno propio".
  • A Queenie: "¡Fuera de mi camino, esclava!"
  • A Queenie: "No, mantente alejada de mí, no te acerques a mí, ¿me oyes? ¡QUÉDATE LEJOOOOOS!"

Notas[editar | editar código]

  • Delphine ha estado ausente en tres capítulos de la temporada: "The Axeman Cometh", "The Magical Delights of Stevie Nicks" y "The Seven Wonders", lo que la convierte en la segunda protagonista con más ausencias en capítulos, junto con Spalding, siendo la primera Myrtle Snow.
  • Su personaje está basado en la figura histórica que existió en Nueva Orleans durante los años 17-1800. También era miembro de la alta sociedad que secretamente (con su esposo) torturaba y asesinaba a sus esclavos negros.
  • Delphine mantuvo un registro de muertes. En total, ella mató a 62 de sus esclavos.
  • Su obsesión por usar la sangre de sus esclavos para mantenerse joven puede haber sido inspirada por la condesa Elizabeth Báthory, una infame asesina en serie de la que se dice que se bañaba con la sangre de las vírgenes para retener su juventud.
El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.